Los lectores de vagamundos saben que soy muy aficionado a los trenes y que nunca pierdo la oportunidad de viajar en uno, aunque según y dónde las condiciones pueden ser bastante duras.

En 2007 me atreví a viajar desde Darjeeling, en las estribaciones del Himalaya, a Nueva Delhi, en un vagón de segunda clase en litera, algo más de 30 horas en un vagón hacinado en el que al mediodía no podías tocar las paredes porque quemaban.

01_Tren_Transalpino

A pesar de todo, los recuerdos que guardo de ese viaje son fantásticos por la oportunidad que tuve de conocer y charlar con todo tipo de gente, que me invitaba a probar su comida, e incluso un militar me compró fruta en una parada.

02_Tren_Transalpino
En mi primer viaje a Nueva Zelanda en 2002, tomé un tren muy diferente, el TranzAlpine o transalpino, que conecta Christchurch con Greymouth y disfruté muchísimo viendo al tren serpentear entre montañas y desfiladeros para cruzar por los Alpes la isla sur de este a oeste.

En 2010 repetí a medias la experiencia, ya que de Christchurch fui hasta Arthur`s Pass, a mitad de camino, y de todas maneras, como pasa tantas veces, este recorrido se ha hecho tan popular que ha perdido su encanto.

El tren suele ir abarrotado en verano, y hay que luchar a codazos en el vagón semi-abierto, ya que en el resto no se pueden abrir las ventanas.

03_Tren_Transalpino
Recupero parte de la crónica de hace 8 años y la actualizo para contaros el viaje completo de costa a costa

Sentado en mi compartimento con ventana panorámica del tren escénico que cruza la isla sur de Nueva Zelanda de este a oeste, llamado TranzAlpine o transalpino, porque atraviesa los Alpes del sur, me produce una gran alegría constatar que en Australia y Nueva Zelanda el tren sigue siendo un medio de transporte popular, no sólo por los turistas, que se ven recompensados por espectaculares vistas de montañas, valles, gargantas, ríos, sino también por los locales.

Hay otros recorridos no menos famosos en Nueva Zelanda, como el tren costero que lleva desde Christchurch hasta Picton y el que va desde Christchurch al sur, a Invercargill. En Australia han completado la linea de Adelaida a Alice Springs, el famoso Ghan, para que llegue hasta Darwin, 1.500 km. al norte de Alice Springs, uno de los recorridos en tren más hermosos que se puede hacer, pues cruza los hermosos valles vinícolas de Adelaida, penetra en el Outback y el Centro Rojo, y termina en los bosques tropicales del Territorio del Norte y su capital, Darwin.

04_Tren_Transalpino
Esta alegría contrasta con la tristeza que me produjo comprobar que en gran parte de Latinoamérica el tren ha desaparecido en muchos países como medio de transporte, y en otros su uso es meramente turístico, como el “Tren a las Nubes” que hice en Salta, Argentina, que te eleva hasta los 4.200 m. de altura del viaducto de la Polvorilla, pero que en tiempos no muy lejanos seguía su camino hacia Chile por paisajes de estremecedora belleza y desolación.

No menos espectacular es también el descenso desde Alausí hasta Guayaquil, en la costa de Ecuador, que desciende vertiginosamente, pero a ritmo de “Chucu Chucu” por la llamada nariz del Diablo (el nombre lo dice todo), que es doblemente espectacular porque viajas (si quieres, no es obligatorio) en el techo del tren, y estirando la mano puedes tocar prácticamente la densa vegetación tropical que parece va a engullirse al tren con todos sus pasajeros (el pasaje devorado por el paisaje, suena bien para una novela de misterio).

Es un recorrido en el que hay que estar muy atento, no sólo para no perderte la hermosa cascada que ves pasar fugazmente, sino porque un silbido del tren significa que vas a pasar por un túnel, y si te mantienes sentado, pierdes literalmente la cabeza.

05_Tren_Transalpino
Uno de mis libros de viajes preferido es “El viejo expreso de la Patagonia”, de Paul Theroux, en el que relata su periplo en tren en los años setenta desde su casa en Boston, USA, hasta la punta más austral del continente americano, un viaje imposible hoy en día porque como os decía antes, el tren ha desaparecido prácticamente en Centroamérica y gran parte de Sudamérica.

Un viajero que se precie siempre preferirá el tren al autobús o al avión; frente al primero, porque tienes espacio para moverte y es un buen lugar para conocer a otros viajeros o locales y compartir experiencias y vivencias, y frente al segundo porque los que pensamos que “lo importante es el viaje, no el destino”, preferimos apreciar lentamente los cambios en la orografía, la flora y el clima, el paisaje y el paisanaje, y no ser traslados en un cilindro de acero presurizado a 10.000 m. de altitud, y ser depositados en un aeropuerto igual a todos los aeropuertos del mundo.

06_Tren_Transalpino
Por suerte o por desgracia, la popularidad del avión como medio de transporte ha provocado que muchas veces sea más económico que el tren e incluso que el bus, y para los mochileros de bajo presupuesto y tiempo ajustado, la única posibilidad.

Por supuesto, no siempre el tren es una opción, y cuando lo es, a veces pone a prueba la paciencia del viajero; recuerdo como si fuera ayer un viaje en tren de Barcelona a La Coruña hace 25 años, que nos llevó exactamente 25 horas (por algo le llamaban el Shanghai). Ha mejorado y ahora “sólo” tarda 14h30 horas.

Hace mucho menos tiempo decidí tomar un tren de Madrid a La Coruña, que debía depositarme 12 horas después a las 8 am tras una agradable cena en el decimonónico vagón restaurante y un sueño reparador arrullado por el traqueteo del tren. Por algún extraño designio, quizás un agujero espacio-tiempo exclusivo de Renfe, a las 8 am La Coruña era Orense, y todavía tardamos 6 horas más en avistar la costa atlántica y llegar a nuestro destino.

07_Tren_Transalpino
Con todo, el tren sigue siendo un buen lugar para ver pasar la vida, reflexionar, escribir, observar a los otros pasajeros, charlar, hacer amigos para siempre, simplemente adormecerse con su movimiento, o todo junto si el recorrido es lo suficientemente largo, como el que va de Sydney a Perth en 70 horas, 4343 km de nada, o el Transiberiano que te lleva un mínimo de 10 días desde Moscú hasta Pekín.

El TranzAlpine recorre los 224 kilómetros entre Christchurch y Greymouth, y viceversa, en cuatro horas y media. Hay 19 túneles y cuatro viaductos, el más alto de 73 metros. Primero cruza las llanuras de Canterbury y sus campos de cultivo, seguidas por las espectaculares gargantas y valles del río Waimakariri. El tren asciende a continuación los Alpes del Sur y después de una parada en Arthur`s Pass, a 737 msnm, desciende a través de bosques exuberantes a la ciudad de Greymouth.

08_Tren_Transalpino
Para consultar alojamiento y lugares recomendados en Nueva Zelanda, visita minube, la red social de viajes más activa en español. Podrás incluso crear tu guía de viajes en PDF gratuitamente.

Para viajar por Nueva Zelanda, recomiendo Destino NZ, una agencia de Nueva Zelanda regentada por hispanos.

Para más información sobre Christchurch, Greymouth y el tren Transalpino consulta las páginas web (en inglés) de:

Web turismo Christchurch
Wikipedia. Christchurch (en español)
Christchurch.org
Ayuntamiento Christchurch
Web nacional oficial de turismo. Christchurch
Web nacional oficial de turismo. Greymouth
Web de turismo costa oeste
Greymouth
Tren Tranzalpine o Transalpino

09_Tren_Transalpino
Haz clic para ver:

Fotos de Tren Transalpino.

Mapa con las fotos geoposicionadas en Flickr Maps y Google Maps.

“Dale al play” en la presentación de abajo para ver todas las fotos del Tren Transalpino.

10_Tren_Transalpino
Me encantaría que dieras tu opinión sobre este diario, ya sea de manera pública insertando un comentario abajo, enviándome un mensaje personal o participando en los foros de vagamundos.

No olvides visitar los concursos de fotografía elfoton.es y de relatos de viaje moleskin.es, que ya han finalizado en su edición 2010, y también puedes comprar los libros de relatos y fotografía que hemos publicado en Lulu.

También nos puedes seguir en Facebook, donde hemos creado una página especial para Vagamundos, donde te mantendremos al día sobre todas las novedades de la página y podrás participar con tus fotos, videos y comentarios.

¡¡ Hasta Pronto !!

Carlos, desde Madrid, España, 5 de octubre de 2010

Tren Transalpino de Christchurch a Arthur`s Pass