La locomotora diesel del tren de juguete

La locomotora diesel del tren de juguete

Toy Train. El Tren de Juguete a Darjeeling

Escapando del calor que apretaba ya duramente en el resto de India, hice un maratón de trenes para llegar al Himalaya.

Pensaba quedarme en Calcuta (Kolkata es su nombre oficial actual), pero la marea humana desbordante de esta ciudad, combinada con la sempiterna suciedad y miseria, y mezcladas con el ruido y contaminación hiperbólicos me convencieron para seguir ruta a Darjeeling.

Darjeeling debe su fama mundial a un producto, el té, que fue clave en el desarrollo económico de la India colonial y posteriormente de la India independiente mientras ésta se industrializaba. Aunque está sólo a 600 kilómetros de Calcuta, la capital del British Raj, el viaje hasta Darjeeling era una aventura en si misma.

La locomotora diesel del tren de juguete

La locomotora diesel del tren de juguete

Se cruzaba en tren las planicies y selvas de Bengala Occidental hasta Siliguri, y desde allí el único transporte posible a Darjeeling eran las carretas de bueyes.

El premio era un ambiente fresco y bucólico, rodeado de plantaciones de té, que permitía sobrellevar los sofocantes veranos en Calcuta.

Con el objetivo de hacer más cómodo el viaje, y al mismo tiempo facilitar el transporte del té y la mano de obra, se construyó uno de los ferrocarriles de vía estrecha más altos y pintorescos del mundo.

Aunque lo bautizaron con el nombre de Toy Train (Tren de Juguete), fue una extraordinaria obra de ingeniería, que desde 1999 es Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO, cumpliendo los siguientes criterios:

Saludando al tren

Saludando al tren

II: ” es un ejemplo del intercambio de valores en el desarrollo de la tecnología, y del impacto de los innovadores sistemas de transporte en el desarrollo social y económico de una región multicultural”.

IV: “el desarrollo del ferrocarril en el s. XIX tuvo una profunda influencia en el desarrollo social y económico en muchas partes del mundo. El ferrocarril de montaña en India es un extraordinario ejemplo del desarrollo en altas zonas de montaña”.

Desde 1881 el tren recorre los 88 kilómetros entre Siliguri y Darjeeling a “velocidades de vértigo”. En mi caso fueron 9 horas, lo que lo convierte sin duda en el tren más lento del mundo.

Esperando para cruza la vía

Esperando para cruza la vía

La media es inferior a los 10 kilómetros/hora, pero cuando ves pasar por la ventana los maravillosos paisajes del Himalaya y observas con calma la vida cotidiana de sus gentes, las prisas se disipan igual que el vapor de agua de la locomotra.

La pena es que, después de pasar por la estación de tren más alta de la India, Goom, a 2.400 metros de altitud, el tren baja lentamente la montaña para llegar a Darjeeling, a 2.200 metros, esta última parte del recorrido la hicimos de noche.

Las innovaciones tecnológicas del tren de montaña fueron muchas, con varios loops completos (rodear completamente una colina para evitar la fuerte pendiente) y zig-zags (cambios de sentido, con el mismo objetivo), y cientos de pasos a nivel y puentes.

Por la peculiar orografía de la zona, montañosa y con lluvias frecuentes, el mantenimiento siempre ha sido muy costoso, y en varias ocasiones el tráfico ferroviario ha quedado interrumpido durante semanas.

El ancho de vía es de sólo 61 centímetros, y todavía están en funcionamiento dos de las locomotoras originales de vapor, pero estas no son utilizadas ahora para el recorrido desde Siliguri, sino como tren turístico entre Darjeeling y Goom.

Cruzando la carretera

Cruzando la carretera

Yo llevaba una locomotora diesel que tiraba de los pequeños vagones de pasajeros, con sólo 20 asientos.

La gente sube y baja tranquilamente en marcha, y como el sistema es de vía única, a veces hay que hacer paradas largas en las estaciones para esperar al tren que viene en el otro sentido.

La vía va paralela a la carreterra a Darjeeling, y la cruza frecuentemente para tomar las curvas, a veces muy cerradas, y hay una especie de juego del gato y del ratón entre el tren, los coches y resto de vehículos que circulan por la carretera, que a veces cruzan la vía con muy poco margen de seguridad.

Uno de los zig-zags

Uno de los zig-zags

El rápido desarrollo económico de Darjeeling, gracias al tren, provocó que hoy la ciudad, otrora plácida estación de montaña con sus empinadas calles y privilegiadas vistas sobre el Himalaya, sea hoy una fea y ruidosa ciudad india de unos 150.000 habitantes.

El 80 % es de origen nepalí, de hecho el idioma más común es el nepalí, y después el inglés; el hindi sólo lo hablan los turistas indios, vestidos, y sobre todo calzados, de manera inadecuada para el fresco ambiente de montaña.

La comida es una mezcla de las culturas india y nepalí, y me harté de comer momos, los deliciosos dumplings nepalís, en todas sus variantes, vegetarianos, de queso, de carne, acompañados de salsas que iban de la picante a la muy picante.

Su nombre en tibetano significa el lugar del trueno, y doy fe de que está bien puesto, pues en la semana que pasé en Darjeeling llovío y tronó casi todos los días.

En los años 80 hubo un fuerte movimiento, basado en la predominancia de la cultura nepalí, para que Darjeeling y su entorno, conocido como Gorkhaland, fuera un estado separado de Bengala Occidental, y las manifestaciones y represiones posteriores del gobierno central provocaron cientos de muertos.

Una de las locomotoras de vapor originales

Una de las locomotoras de vapor originales

Todavía hoy se pueden ver pintadas pidiendo autonomía para Darjeeling.

Llegué a Darjeeling en noche cerrada, y me topé con una de las especies más odiadas del mundo, el taxista-depredador, acechando al turista-gacela para darle el zarpazo en la cartera.

Yo me negué a ser cazado de manera tan inmisericorde, así que empecé a deambular por las empinadas calles en busca de un hostal donde pasar la primera noche, ya que tenía la intención de pasar unos días en un hostal de montaña, pero esa es otra historia que será contada otro día.

La estación de Goom

La estación de Goom

Haz clic para ver las fotos del tren de juguete a Darjeeling.

Haz clic para ver mis fotos geolocalizadas en el mapamundi.

Visita la web de turismo de Bengala del Oeste y las webs de Darjeeling, y del Tren de Juguete.

Haz clic para visitar la lista del Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO en India.

Si quieres saber más sobre el té consulta tebebo.com y para saber más sobre trenes puedes leer un estupendo artículo de El Mundo sobre viajes en tren por los cinco continentes.

Consigue más información en Wikipedia en inglés sobre Bengala del OesteDarjeeling, y el Tren de juguete.

Visita la web oficial de turismo de la India para saber más sobre el país.

¡¡ Hasta Pronto !!

Carlos

Desde La Coruña, 3 de setiembre de 2007

Asia India Darjeling Train Vagamundos